Me llevaron a una sala de interrogatorio, imaginaros la escena: cuatro hombres engabardinados, dos policías de uniforme. No voy a negar, que un poco de miedo pasé, lo que había pasado que en las dos fotos, que hice, salía la comisaría de policía, me dijeron que eso en Argelia estaba prohibido. Además que para rematar tuve que ensearle, las 300 fotos que tenía en la cámara..

Primero que como ha explicado otro usuario, los equipos sin que pagan impuestos y segundo: Por qué los periodistas se creen que saben de todo, sobretodo de economía? En economía existe una cosa que se llama externalidad y que genera toda actividad empresarial y económica. Hay que medir el impacto que esa externalidad tiene en el conjunto de la economía y de la sociedad. Dicho de otra forma, las ciudades pagan a las franquicias de la NFL para que se queden en las ciudades, luego el impacto positivo que generan, es mucho mayor seguro.

Empecé la Universidad en Salto, pero quise hacer el último ao en la capital. En Montevideo, ingresé como procuradora en un estudio jurídico que se dedicaba a propiedad intelectual y marcas, donde me di cuenta que me gustaba. Me recibí con 23 aos, seguí trabajando allí e hice un posgrado en derecho comercial, donde conocí a mi marido, Pablo, que hoy es mi socio..

En los últimos tiempos, el gigantesco desarrollo de los contratos firmados por las grandes estrellas del deporte se adueó de toda la atención. El dinero, entonces, se convirtió en la referencia obvia a la hora de analizar un tema que tuvo su origen en la década del ochenta pero que estalló definitivamente en los noventa: la guerra entre las marcas de ropa y calzado. Sin embargo, todo este despliegue monumental de cifras relegó a otra cuestión íntimamente ligada a esa competencia entre empresas, la creciente aplicación de la tecnología al diseo de las zapatillas.

Cumplido este trámite, el juez debería decidir en el Tribunal de la Magistratura de Pretoria una fecha para comenzar a juzgar lo que ocurrió el 14 de febrero de 2013 en la exclusiva vivienda que la pareja compartía en Pretoria. Según el fiscal del caso, Gerrie Nel, durante la madrugada de ese día tuvieron una fuerte discusión que llevó a la modelo a esconderse en el cuarto de bao. El atleta, a quien gente de su entorno describe como un apasionado de las armas, cargó su pistola de mm y disparó desde fuera, atravesando la puerta y alcanzando mortalmente su compaera.

Poca de la convertibilidad. También es cierto que los costos de producción se han disparado en dólares muy por encima de los valores que tenían en el 1 a 1, sobre todo en lo referente a semilla de maíz, fertilizantes, herbicidas, costo de cosecha y fletes. Hoy se necesitan aproximadamente entre 750$ 900$ por ha para hacer un cultivo de soja y entre 1400$ y 1800$ para uno de maíz.